SEVILLA / Zahir Ensemble: elogio del oficio

SEVILLA / Zahir Ensemble: elogio del oficio

Sevilla. Auditorio Cicus. 26-III-2021. Óscar Martín, piano. Zahir Ensemble. Director: Juan García Rodríguez. Obras de Cristóbal Halffter, Fernando Villanueva, Carolina Cerezo, Alberto Carretero y César Camarero.

Concluía el grupo sevillano Zahir Ensemble su XI Festival de Música Contemporánea en el Auditorio Cicus de la Universidad de Sevilla. Un esforzado, como siempre, empeño que ha dejado tras de sí un reguero de importantes conciertos jalonados durante los últimos meses. Un apuesta, la del director Juan García Rodríguez y sus (escasos pero valerosos) aliados en las instituciones, que se incardina de manera fundamental en la agenda cultural sevillana. Tan relevante como la del Festival Encuentros Sonoros que impulsan desde Taller Sonoro. ¿Qué ha pasado sin embargo este año con el Ciclo de Música Contemporánea del Teatro Central? Sorprende que el escenario de la Cartuja mantenga a flote su ambiciosa programación escénica pero los conciertos (de música actual) hayan sido borrados de un plumazo, al menos, esta temporada. Y lo peor, con cero explicaciones por parte de la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía. ¿Coyuntura pandémica o excusa esta última para liquidar de un plumazo un ciclo con más de 20 años? Confiemos en que sea lo primero.

Este último programa de la temporada de Zahir Ensemble se abría con la Introducción, fuga y final op. 15 (1959), de Cristóbal Halffter. No sorprende, tristemente, que el 90 cumpleaños de uno de nuestros más sobresalientes compositores pasara absolutamente desapercibido. Esta obra de juventud son las únicas notas de su música que hemos podido oír en directo. Bach, Hindemith y, desde luego también, la Sonata Op.1 de Alban Berg, resuenan en una composición virtuosa y ejemplarmente trazada. Óscar Martín la abordó desde la severidad con un uso muy controlado del pedal, aumentando su aspereza y con un notable control del pulso especialmente advertible en la amplia invención fugada que precede a la conclusión. No siendo el piano el lugar óptimo para conocer la obra de Halffter, la audición por inusual tuvo su interés.

La pieza de Halffter fue estrenada en el Real Conservatorio Superior de Madrid. Un ámbito, el académico, por el que iban a transitar las siguientes partituras del concierto. De Fernando Villanueva (1976) se repasó Il Dolore (2006), obra que funciona en la escucha por su tono reiterado y quejumbroso. Formas, texturas (2012), de Carolina Cerezo (1993), no deja de estar zurcida con oficio, pero resultó de muy limitado alcance. Seguir (en la medida de lo posible) la trayectoria compositiva de Alberto Carretero (1985) lleva a una conclusión, una página como Entre la realidad y el deseo (2010) está a estas alturas razonablemente lejos de sus intereses creativos. Pieza que invoca a Luis Cernuda y en la que, como en las anteriores, se aprecian en exceso las costuras; pero también los apuntes de ambición, de grandeza; está excelente y dramáticamente concluida (hagamos mención del aporte en la interpretación de la violinista Bozena Angelova y el violonchelista Aldo Mata).

Con Óscar Martín de nuevo en el escenario, García Rodríguez que dirigió todo el programa con su gesto certero e impositivo, Zahir abordó el estreno absoluto de Klangfarbenphonie 3 (2020), de César Camarero (1962). Se trata de una composición a cuya escucha deberemos volver y en la que se valora el intento del autor madrileño por quebrar, en no poco, el tono habitualmente flemático de su música. Sorprendió la agitación del teclado, casi motor de las aceleraciones del conjunto instrumental. No faltan en ella, desde luego, los bucles pausados tan característicos de la estética de Camarero, pero la obra parece estar repensando continuamente esquejes de nuevos materiales que son prontamente abandonados. No le benefició sin embargo al compositor haber dejado la escucha de su obra para el final, en un concierto afectado de cierta uniformidad.