Cierra Wolf Musique, histórica tienda de música en Estrasburgo

Cierra Wolf Musique, histórica tienda de música en Estrasburgo

Casi dos siglos han pasado desde que Seligman Wolf abrió en Estrasburgo su tienda de música. Corría el año 1825, y a partir de entonces la tienda de Wolf se convirtió con el paso del tiempo en lugar de culto y meta de los apasionados de música. La nómina de directores, instrumentistas y compositores ilustres que la visitaron es impresionante, empezando por Gustav Mahler y Richard Strauss. En su larga historia, la tienda Wolf Musique ha sido una referencia más allá de Estrasburgo y Alsacia. A la venta de partituras e instrumentos musicales se fue incorporando la de los discos y de los aparatos de alta fidelidad, que impulsaron el negocio a sus máximos históricos en la década de los setenta, cuando Wolf Musique llegó a tener 49 empleados.

Los problemas económicos empezaron a finales de los setenta, debido a la competencia feroz de las grandes cadenas. Harry Lapp se hizo cargo del negocio a principios de los ochenta y consiguió remontar aquella primera crisis gracias también a incluir entre sus servicios la venta de entradas para los conciertos. Pero el siglo XXI traería nuevos quebraderos de cabeza. La venta de discos caía considerablemente, mientras que internet brindaba más competidores. El confinamiento impuesto en estos últimos meses por la crisis del Covid-19 ha sido la puntilla. Tras 195 años de actividad, Wolf Musique cerró definitivamente sus puertas el pasado 13 de junio.

(foto: la tienda en una imagen de 1947 – Wolf Musique)