‘Tito Manlio’ de Vivaldi, la ópera de los cinco días

‘Tito Manlio’ de Vivaldi, la ópera de los cinco días

Hablábamos ayer de la Trauermusik de Hindemith, compuesta en tan sólo seis horas. Hoy les proponemos la que puede ser su hermana en el ámbito de la ópera: el Tito Manlio de Vivaldi. Vivaldi escribió este melodrama no para Venecia, sino para la corte de Mantua, en cuyo Teatro Arciducale fue estrenado en el Carnaval de 1719. Si es cierto lo que se afirma en el manuscrito de la ópera, Vivaldi compuso la música de Tito Manlio en cinco días.

Durante los siglos XVII y XVIII, el género operístico fue uno de los más sometidos a las prisas porque los compositores no sólo trabajaban con plazos reducidos, sino que además componían en función de los cantantes contratados, lo cual acortaba todavía más los tiempos a su disposición. Aun así, cinco días para escribir una ópera entera –tres horas abundantes de música– era algo llamativo también en aquella época e incluso para un músico como Vivaldi, quien, según apuntaba irónicamente Carlo Goldoni, componía un concierto más rápidamente de lo que tardaba su copista en pasarlo a limpio.

No es Tito Manlio uno de los títulos operísticos más memorables de Vivaldi, pero contiene algunos números de gran belleza como sus arias con instrumento obbligato. Se trata de “Di verde ulivo” (con violonchelo), “Non ti lusinghi la crudeltade” (con oboe), “Combatta un cor gentile” (con trompeta) y “Tu dormi in tante pene” (con viola d’amore), que les proponemos a continuación.