La Scala de Milán reabre sus puertas al público con un ciclo de cuatro conciertos

La Scala de Milán reabre sus puertas al público con un ciclo de cuatro conciertos

Tras 133 días de cierre, el Teatro alla Scala vuelve a abrir sus puertas al público. Lo hará el próximo 6 de julio con una serie de cuatro conciertos de formato reducido a los que podrá asistir un máximo de 600 personas. La primera cita tendrá como protagonistas al barítono Luca Salsi, la pianista Beatrice Rana y el chelista Misha Maisky. El segundo concierto será el 8 de julio, con un recital de la soprano Federica Lombardi y el tenor Francesco Meli, a los que se unirán la violinista Patricia Kopatchinskaja y el pianista Giulio Zappa.

El día 13 de julio será el turno de las jóvenes voces, algunas de ellas procedentes de la Academia del coliseo milanés y otras ganadoras de concursos de canto; todas ellas estarán acompañadas al piano por Michele Gamba. El ciclo se terminará el 15 de julio con un concierto de los profesores de la Filarmónica de la Scala.

A continuación, el coliseo milanés cerrará de nuevo sus puertas para realizar obras de reforma que le permitan funcionar a pleno rendimiento después del verano. Quedan confirmados los conciertos del 3 y del 5 de septiembre bajo la dirección de Riccardo Chailly. El primero, con el Réquiem de Verdi, tendrá lugar en el Duomo de Milán, mientras que el segundo, con la Novena de Beethoven, será en la Scala. Serias dudas planean en cambio sobre la Aida, Bohème y Traviata que se anunciaron para otoño con entusiasmo pero quizá con cierta precipitación: sus respectivos montajes no parecen todavía muy compatibles con las medidas de distanciamiento entre artistas. Habrá que esperar a finales de agosto para conocer las decisiones de la dirección del teatro milanés.