Los Músicos de Su Alteza regresan a la actividad con un Beethoven de lo más infrecuente

Los Músicos de Su Alteza regresan a la actividad con un Beethoven de lo más infrecuente

Tras meses de parón provocados por la pandemia de la Covid-19, Los Músicos de Su Alteza regresan a los escenarios el próximo jueves, 3 de diciembre. Lo harán con un programa muy especial dedicado a los clásicos vieneses, con una obra bastante infrecuente de Beethoven como plato fuerte: la Cantata fúnebre para José II, escrita en el año 1790. Será la primera vez que se interprete en España con instrumentos históricos (en septiembre de 2019, la dirigió Salvador Mas al frente de la Orquestra Sinfónica del Vallès y del Orfeó Catalá, pero con instrumentos modernos).

A pesar de ser una obra primeriza (Beethoven tenía solo 19 años), muestra ya los rasgos más característicos de las composiciones beethovenianas posteriores. La Trauerkantate auf den Tod Kaiser Josephs II cayó en el olvido, hasta el punto de que se perdió incluso el manuscrito autógrafo de Beethoven. Pero una copia que poseyó su amigo Hummel fue hallada en los 80 del siglo XIX tras ciertas novelescas peripecias y, a partir de la misma, por iniciativa de Eduard Hanslick y con el apoyo de Johannes Brahms, se realizó una edición de la pieza y finalmente se promovió su estreno en 1884.

El programa se completará con la Sinfonía “Lamentatione” de Haydn y con el dúo de Pamina y Papageno de La flauta mágica de Mozart. Más de un año después de la creación —y estreno fallido— de la cantata de Beethoven, Mozart componía Die Zauberflöte sobre un delirante libreto de Schikaneder cargado de símbolos y misterios. Luis Antononio González, director de Los Músicos de Su Alteza, ha decidido colocar el breve dúo de Pamina y Papageno Bei Männern, welche Liebe fühlen como bisagra entre Haydn y el vendaval de Beethoven. Aquí ya no hay teología, sino una invocación a la naturaleza y a la fraternidad universal, y un canto al amor de hombres y mujeres como fuente única de vida y conocimiento.

Se trata de la primera ocasión que la formación aragonesa, especializada en el repertorio barroco, interprete música de Beethoven. El concierto tendrá lugar en la Sala Mozart del Auditorio de Zaragoza, a las 19:30 horas. La soprano Olalla Alemán y el bajo Jesús García Aréjula serán los cantantes solistas, y junto a la orquesta estará el coro Amici Musicae (coro residente del Auditorio de Zaragoza), cuyo director es Igor Tantos Sevillano. Será, al mismo tiempo, la reapertura del coliseo zaragoza, clausurado desde hace varias semanas debido a las medidas sanitarias anti-Covid.