Ud. está aquíInicio / Diciembre 2010 / Entrevista / Anne Sofie von Otter: La música debe estar viva.

Anne Sofie von Otter: La música debe estar viva.



Anne Sofie von Otter: La música debe estar viva.

No es la primera vez que esa curiosidad que ha hecho de Anne Sofie von Otter una de las voces más completas del panorama vocal de los últimos años ha conducido a la mezzosoprano sueca a territorios que a sus seguidores como liederista o intérprete de ópera podrían resultar inverosímiles. Si en un momento apostó por el rockero Elvis Costello, ha introducido en sus conciertos villancicos en castellano, e incluso se propuso rendir homenaje a sus paisanos del grupo ABBA, en esta ocasión se ha inclinado hacia el músico de jazz Brad Mehldau. El resultado ha sido un deslumbrante doble álbum grabado para el sello Naïve, tras un rodaje previo en forma de conciertos por alguna de las salas más reputadas de la lírica. Porque Von Otter, al tiempo de recuperar repertorio alternativo procedente de espacios tan distintos como el pop, las bandas sonoras, la chanson o el musical, no ha dudado en elevar las siete Love Songs que Mehldau —cuya formación clásica se ha traducido en diversos conciertos para piano o para este instrumento y voz—, ha escrito por encargo del Carnegie Hall neoyorquino, a la categoría que exige a su repertorio habitual, donde figurarán en el futuro.

Cuando ya habíamos asumido que su repertorio se extendía entre Monteverdi y Costello, da un paso más con un compositor más joven.

Digamos que sí.

En ambos casos, ¿reconoce un factor común?

En la música que ha escrito Brad no encuentro ningún elemento que pueda poner en relación con la de Elvis Costello. Son muy, muy distintas. En cuanto a ellos, la única conexión que veo entre ambos es su enorme deseo de hacer música y su pasión por compartirla con otra gente. Uno y otro tienen muy claro lo que quieren, porque han acumulado una larga experiencia en su carrera. Incluso Brad, que es el más joven como decía, aunque no lo sea tanto, porque en agosto cumplió 40 años. Son muy distintos, ya digo, pero todos, y en este punto me incluyo, compartimos el amor por lo que hacemos.

En una ocasión, usted comentaba refiriéndose a sus intereses “no va a ser todo Brahms-Schubert-Schumann, habiendo tanta música buena”. Las canciones de Mehldau ¿van por ahí?

Las canciones de Brad yo las calificaría de modernos lieder, ya que en ningún caso se trata de temas de jazz, canciones pop ni standards. Las tendríamos que incluir en la categoría “de su música personal”, y si hay que colocarles una etiqueta sería la de música culta, en la que tiene un peso determinante el piano. Una música, por cierto, difícil de interpretar, según me comentaba mi pianista habitual y amigo Bengt Forsberg, que me ayudó a prepararlas en los primeros momentos. Inmediatamente le fascinaron, porque vio que en las Love Songs había música maravillosa, llena de detalles desde el punto de vista de la digitación. Las partes cantadas dan la impresión de estar  escritas pensando en el piano y en otro instrumento, sin olvidar, claro está, que ahí están las palabras. Es una de las cosas que más me gustan, porque Bach escribía también con esa idea. Como si tratase de hacer contrapunto. Aquí la parte del piano es muy importante, y digo esto porque las canciones en las que el cometido desde el teclado tiene menos peso específico, me parecen menos emocionantes.

Tal vez recuerden un poco a Schubert en determinados momentos.

A lo mejor sí, pero no sólo a Schubert. Se me vienen a la cabeza muchos otros compositores clásicos, incluyendo a Beethoven o a Brahms. Pero lo cierto es que a la hora de cantarlas no pienso que exista ninguna relación con Schubert en absoluto.

¿Y con esos “degenerados” del campo de concentración de Terezin a los que rescató?

Bueno, tal vez encuentre en la música de Mehldau un cierto aroma de la música modernista de los compositores de finales del XIX. Por esa vía sí me resulta más sencillo establecer una conexión. (...)

Juan Antonio Llorente
(Comienzo de la entrevista publicada en Scherzo nº258, diciembre 2010)

Más sobre

Discos excepcionales Scherzo
El tablón de anuncios de Scherzo
Hemeroteca Scherzo
Premios Internacionales de Música Clásica
Ciclo de grandes intérpretes
Ciclo de jóvenes intérpretes
Fundación Scherzo
Enlaces de Internet de Scherzo
Siguenos en Facebook
Siguenos en Twiter