Lluvia de estrellas en Salzburgo

Lluvia de estrellas en Salzburgo

Dicen que fue, sobre todo, una reunión de amigos. Cecilia Bartoli está haciendo una nueva producción de la Alcina haendeliana en el Salzburger Festspiele y pensó que, en uno de los días libres, sería buena idea montar una gala en honor a Farinelli, el mayor prodigio vocal de la historia. Ni corta ni perezosa, tiró de listín telefónico y empezó a reclutar gente: las sopranos Sandrine Piau, Patricia Petibon, Núria Rial y Julie Fuchs; las mezzos Ann Hallenberg, Vivica Genaux y Lea Desandre; los contratenores Philippe Jaroussky y Christoph Dumaux… Y su orquesta, es decir, Les Musiciens du Prince-Monaco, dirigida por Gianluca Capuano. Tres horas apoteósicas para el público privilegiado que tuvo la oportunidad de asistir a la gala y para los propios cantantes, que, al acabar la función, quisieron plasmar fotográficamente en los camerinos un momento que tiene mucho de histórico y, tal vez, de irrepetible.