Ud. está aquíInicio / Un concierto de ocho horas en el que quedarse dormido está permitido

Un concierto de ocho horas en el que quedarse dormido está permitido


Este sábado 8 de julio el compositor e intérprete de música contemporánea y minimalista, Max Richter, junto a su ensemble, presentará en Madrid Sleep, una obra de ocho horas de duración pensada para ayudar a conciliar el sueño.

Un total de 400 personas (todas las entradas están vendidas desde hace semanas) disfrutarán de este concierto, cuyo objetivo primordial es conseguir que el público se quede dormido al son de esta "nana para el mundo moderno", tal y como la define el compositor británico nacido en Alemania.

Para poder disfrutar de esta original velada musical, que se celebrará en el espacio La N@ve —dentro de la programación de los Veranos de la Villa—, el público puede llevarse almohadas, esterillas e ir en pijama... todo con el objetivo de quedarse dormido y no sentir vergüenza por ello. Al amanecer, los asistentes disfrutarán de un desayuno.

El autor de bandas sonoras para películas como Shutter Island o la serie The Leftovers, además de aclamados ballets como Infra o Woolf Works, consultó al neurocientífico estadounidense David Eagleman para componer esta obra, que sigue la forma clásica de tema con variaciones y para la que confesó haberse inspirado en las Variaciones Goldberg de Bach.

En 2015, Deutsche Grammophon lanzó la grabación de estudio de esta partitura de la que también existe una versión corta From Sleep (de una hora de duración), así como otro de remezclas titulado Sleep Remixes.

Tras su paso por Madrid, Richter llevará Sleep a escenarios como el del Concertgebouw de Amsterdam o la Philarmonie de París, tras haber colgado el cartel de "No hay entradas", entre otros, en el Barbican londinense.