Ud. está aquíInicio / "La ciudad de las mentiras" de Elena Mendoza cobra vida en el Teatro Real

"La ciudad de las mentiras" de Elena Mendoza cobra vida en el Teatro Real


"Una obra polifónica con cuatro historias que se cruzan como una fuga a cuatro voces", así ha descrito la compositora Elena Mendoza La ciudad de las mentiras, que más que una ópera es "teatro musical", una polifonía de personajes, lugares y situaciones basada en cuatro cuentos de Juan Carlos Onetti, que el público podrá disfrutar por primera vez el próximo lunes 20 de febrero en el Teatro Real de Madrid.

Esta obra, que Gerard Mortier encargó a Mendoza y que tras posponerse hace dos años se estrena ahora, nace de un proceso creativo entre la compositora sevillana y Matthias Rebstock y en el que ambos han trabajado a la vez el libreto, la dirección escénica y la música.

"Desde un principio teníamos una idea teatral sobre cómo tenía que ser sobre el escenario, y a partir de ahí Elena empezó a escribir. Tratamos de evitar el proceso establecido de primero el libreto, luego la música… Ha sido mucho más flexible, orgánico y por ello no hablamos de ópera, sino de teatro musical", ha explicado Rebstock esta mañana durante la presentación a la prensa de este estreno absoluto.

La ciudad de las mentiras, de la que se ofrecerán en total cinco funciones, es una historia acerca de las soledades y fantasías de cuatro mujeres, dos cantantes, una acordeonista y una violista. Una obra en la que sus cuatro protagonistas "tienen un resto de esperanza, una dignidad que no tienen los personajes masculinos que aparecen en ella", ha comentado Rebstock.

En ella, tanto Mendoza como él han querido ofrecer su visión personal, pero siempre respetando los textos del escritor uruguayo y haciendo "muy pequeñas adaptaciones". "La visión que ofrece Onetti son mil diferentes, cuenta tanto, como lo que no cuenta. Es un estilo literario absolutamente ambiguo y por eso es tan atractivo", ha añadido Mendoza.

Cada uno de estos cuatro relatos que componen esta obra (Un sueño realizado, El álbum, La novia robada El infierno tan temido) está enmarcado en un universo musical propio, aunque las historias tengan una tela dramatúrgica y una estructura formal común. 

"Se trata de una música con un estilo muy personal, muy profunda y en ella hay multitud de símbolos musicales. Al principio los cuentos se suceden uno detrás de otros mientras que se van alternando y al final todas las historias convergen dando una energía impresionante", ha explicado Titus Engel, que se encargará de dirigir musicalmente a la Orquesta del Teatro Real.

Engel, que ya ha dirigido los estrenos mundiales en el Teatro Real de La Página en blanco de Pilar Jurado y Brokeback Mountain de Charles Wuorinen, no solo tendrá que dirigir a los músicos dentro del foso, sino que en esta producción también hay varios solistas, que son también actores, que tocarán dentro de la escena y un pequeño ensemble que lo hará desde el Palco Real.

En total, quince intérpretes encarnarán a los personajes que hilvanan estas cuatro historias, encabezados por las sopranos Laia Falcón (Mujer de Un sueño realizado) y Katia Guedes (Gracia), la acordeonista Anne Landa (Carmen) y la violista Anna Spina (Moncha). Ellas estarán acompañadas por los actores Graham Valentine, David Luque y Tobias Dutschke, el tenor Michael Pflumm, el barítono Guillermo Anzorena y seis instrumentistas-actores: Íñigo Giner Miranda, Miguel Pérez Inesta, Martin Posegga, Matthias Jann, Wojciech Garbowski y Erik Borgir.