Ud. está aquíInicio / Abril 2017 / Entrevista / Iagoba Fanlo y Pablo Amorós

Iagoba Fanlo y Pablo Amorós



Iagoba Fanlo y Pablo Amorós

La amistad entre el violonchelista Iagoba Fanlo y el pianista Pablo Amorós se remite a finales de la década de los 90 del ya pasado siglo, cuando ambos remataban en Londres su formación. Desde entonces se han reencontrado en numerosas ocasiones, pero es ahora cuando ha surgido el vehículo perfecto para consolidar su relación profesional con una idea que les ha apasionado: “Música para violonchelo y piano de la Generación del 27”, que ahora aparece en disco, además de poderse descargar desde distintas plataformas digitales. El proyecto, en forma de concierto, lo pasearán en diversos foros dentro y fuera de nuestro país, como la presente edición del festival madrileño Clásicos en Verano o el auditorio del Museo Reina Sofía, donde se les podrá escuchar este otoño para, seguidamente, comparecer con idéntico programa en lugares tan emblemáticos como la Cité de la Musique de París y alguna de las principales salas de Ámsterdam o Berlín. 

"Esta nueva iniciativa no implica que ninguno de ellos abandonen sus respectivas carreras. “Tenemos más proyectos al margen que estamos desarrollando, por lo que no queremos que se nos vea únicamente como el dúo Fanlo-Amorós”, comenta Iagoba. “Cada uno de nosotros tiene su vida”, dice Pablo. “En este caso nos une la ilusión de un proyecto tan bueno, con una música genuina, recuperando además un patrimonio cultural que trasciende a lo meramente español. A esto hay que sumar nuestra buena relación, porque es muy divertido tocar con alguien con quien conectas tan bien, sin tenerlo que hacer por obligación simplemente porque te pagan. Si encima disfrutas en los viajes porque te gusta ir de acá para allá, todo suma. Y esa felicidad se traslada al público a la hora de tocar”. La conversación transcurre en la Residencia de Estudiantes de Madrid, la mítica “Resi” donde vivieron algunos de los principales representantes de la Cultura y de la intelectualidad española de las primeras cuatro décadas del siglo XX. El lugar elegido por Gustavo Pittaluga para, en noviembre de 1930 y por cercanía a la conocida en el mundo poético como Generación del 27, proclamar en el firmamento de la música el advenimiento del Grupo de los ocho. 

Dos de estos creadores —Salvador Bacarisse y Rodolfo Halffter— están presentes en su disco, que comenzaron a gestar hace ocho años.

I. F.: La idea parte de una música que fui conociendo a lo largo del tiempo, por medio de múltiples conciertos. Así tuve acceso al nombre de muchos de los compositores, de los que luego fui conociendo la obra e interesándome por ella, localizando las partituras manuscritas en sitios tan dispares como California o los archivos de la Fundación Juan March. En el caso de estas cinco composiciones, cada una, por distinta razón, iba llevando a la siguiente. Todas tenían un enganche natural: porque uno conoció a otro, porque uno vivió cerca del otro o porque uno estudió en el mismo lugar que otro. Conociendo mucho repertorio de esta generación, sin saber de qué manera, las músicas se acoplaban muy bien entre ellas. Al ver la calidad en conjunto de toda aquella música, que a lo largo de estos años he ido tocando total o parcialmente en distintos conciertos, decidimos Pablo y yo que el camino natural era llevarla a un disco. 

La prueba del algodón quedó superada hace unos meses. 

P. A.: Concretamente, el pasado mes de octubre, a la vista de los resultados de un concierto en la Sociedad Filarmónica de Lima. Dedicamos la primera parte a las obras de Simón Tapia Colman, María Teresa Prieto y la sonata de Rodolfo Halffter que están ahora en el disco, y pudimos comprobar que la acogida fue fabulosa, con un público sorprendido, incapaz de creer que en aquel periodo hubiera compositores españoles capaces de escribir ese tipo de música. 

El trabajo de “Música para violonchelo y piano de la Generación del 27” viene avalado por una ardua labor de investigación. 

I. F. : La investigación es uno de los pasos naturales del músico. La curiosidad, ese factor inherente al intérprete, te lleva a buscar nuevos repertorios, a descubrir sonidos, ideas, tonalidades, colores, tesituras… En caso contrario, esta-ríamos siempre interpretando las mismas partituras. Es esa razón la que nos ha llevado a profundizar en esa época en que los compositores que habían bebido de las fuentes, porque tuvieron acceso a la mejor tradición compositiva europea, trajeron a su cultura el resultado de sus estudios y su aprendizaje. Fruto de ese maridaje —un término que se lleva mucho ahora—, resulta esta obra tan singular. Puede existir otra con esas tendencias, pero no con las características de las que hemos reunido. En todos los casos hemos tenido acceso a los manuscritos originales y nos hemos encargado de cuidar la edición y la revisión de materiales. (...)

Juan Antonio Llorente
(Comienzo de la entrevista publicada en el nº 328 de Scherzo, de abril de 2017)

En la Tienda de Scherzo puede adquirir la revista completa del mes en formato PDF (precio: 4 Euros) o en papel (precio: 7,50 Euros) así como cualquiera de las secciones en la que la hemos dividido: Dosier o Discos (precio de cada sección: 2 Euros, solo disponibles en PDF).

También está disponible la suscripción online (precio: 40 € / 11 números)

Más sobre

Discos excepcionales Scherzo
El tablón de anuncios de Scherzo
Hemeroteca Scherzo
Premios Internacionales de Música Clásica
Ciclo de grandes intérpretes
Ciclo de jóvenes intérpretes
Fundación Scherzo
Enlaces de Internet de Scherzo
Siguenos en Facebook
Siguenos en Twiter