Ud. está aquíInicio / Octubre 2017 / Actualidad / Carlos Álvarez

Carlos Álvarez



Carlos Álvarez

España ha sido históricamente, y lo sigue siendo en la actualidad, buena tierra de barítonos y nadie mejor para demostrarlo hoy día que el malagueño Carlos Álvarez. La suya ha sido y es la carrera más internacional de todos nuestros barítonos y no hay ningún teatro de ópera de los más grandes en los que no haya cantado. Superadas las dificultades derivadas de una lesión en las cuerdas vocales hace ya más de seis años, su trayectoria alcanza rápidamente la velocidad de crucero y, tras vestirse de Rigoletto y de Sharpless este pasado verano, afronta compromisos en Viena (Falstaff, La fille du Régiment, Carmen, Sanson et Dalila), Liceo (Ballo in maschera, Andrea Chenier), Oviedo (Andrea Chenier), Génova (Rigoletto) o Turín (Falstaff, Don Giovanni). Buen momento, pues, para que nos desentrañe su visión de todos estos personajes.

(...) Me gustaría que me diese su opinión, desde el punto de vista psicológico y vocal de los siguientes personajes. El primero, Rigoletto. 

La gran victoria del barítono en la ópera: el antihéroe convertido en protagonista. Un personaje fundamentalmente atormentado por sus trágicas circunstancias personales, que proyecta hacia el exterior sus anhelos en forma de venganza y que debe utilizar, vocalmente, toda la panoplia de recursos expresivos para adecuarse a cada uno de los grandes momentos de la obra.

Jago.

Catalizador trágico, una especie de Deus ex machina del infortunio ajeno, con la apariencia del hombre amable y anecdótico. Su vocalidad lo delata en cada una de las escenas, combinación perfecta de máximo poderío vocal junto con la mayor delicadeza en la falsa inocencia.

Don Giovanni.

Cómodo usuario del sistema de poder establecido, libérrimo buscador incansable de su propio beneficio. Vocalmente, no teniendo una gran aria seria como el resto de personajes, se desarrolla fundamentalmente en el buen despliegue de los recitativos.

Macbeth.

Hombre creyente y, por ello, in-fluenciable; su labilidad pone la responsabilidad de sus actos en instancias superiores... y se deja llevar. Su aspecto vocal ha de expresar muy bien el sentimiento de desesperación y remordimiento, disfrazado de una falsa fortaleza.

Marqués de Posa (Rodrigo).

Es la representación máxima de la bonhomía entre los barítonos, leal hasta dar la vida por la fraterna amistad. Estas características de personalidad son muy bien reflejadas por Verdi en un canto siempre amable y heroico, lleno de expansión y solemnidad.

Scarpia.

Es el villano por excelencia, guiado por el deseo. La descripción vocal pucciniana de semejante personaje lo llena de matices que van desde la máxima contundencia hasta el más refinado halago.

¿Alguno más que le interese especialmente? 

Falstaff... Tras más de veinte años de interpretar a su némesis, Ford, llegó el momento de meterme, literalmente, en las carnes del gordo Falstaff. No siendo yo, afortunadamente para mi salud, un Falstaff natural, he tenido la obligación de encontrarme con él, primero vocalmente, siendo absolutamente honesto y preciso con la partitura, para luego encontrar, en lo actoral, al personaje melancólico que, realmente, creo que es: un goce para la interpretación vocal.

¿Cuál es su preferido?

¿Qué dedo me corto? Es casi imposible descartar a ninguno de los personajes que he tenido el honor de interpretar. Pero, si tuviera que hacer cada día la misma ópera, Rigoletto siempre estaría a mi lado.

A la hora de preparar sus personajes, ¿busca profundizar en ellos recurriendo a las fuentes literarias de muchos de ellos?

Si existe un gran aliciente para la creación de estos personajes es poder utilizar la ingente cantidad de material complementario a la propia partitura: fuente literaria original, ensayos, crítica literaria y musical... Todo un reto que para alguien como yo, intelectualmente curioso por naturaleza, se convierte en deleite. Cierto es que, tras el trabajo de investigación de las fuentes, análisis para crear un criterio y estudio de la partitura para componer un personaje definitivo, queda aún la prueba de fuego definitiva que es contrastar el resultado de mi esfuerzo con las ideas concebidas tanto por el director musical como por el director de escena. ¡Esto sí que es un reto!

Andrés Moreno Mengíbar

(Extracto de la entrevista publicada en el nº 333 de SCHERZO, octubre 2017)

En la Tienda de Scherzo puede adquirir la revista completa del mes en formato PDF (precio: 5 Euros) o en papel (precio: 8,50 Euros) así como cualquiera de las secciones en la que la hemos dividido: Dosier o Discos (precio de cada sección: 2,50 Euros, solo disponibles en PDF).

También está disponible la suscripción online (precio: 50 € / 11 números)

Más sobre

Discos excepcionales Scherzo
El tablón de anuncios de Scherzo
Hemeroteca Scherzo
Premios Internacionales de Música Clásica
Ciclo de grandes intérpretes
Ciclo de jóvenes intérpretes
Fundación Scherzo
Enlaces de Internet de Scherzo
Siguenos en Facebook
Siguenos en Twiter